Adjuntamos el boletín de prensa que emite hoy el Centro para los Derechos Humanos Fray Juan de Larios después de la reunión con autoridades gubernamentales el día de ayer 26 de febrero sobre el tema de los desaparecidos en Coahuila. Está la información de lo que se dijo ahí. En el mismo boletín van también los datos de cómo surgieron estas reuniones.

Agradeceremos la difusión del tema ya que es gravísima la situación de las familias que no saben nada de sus hijos, padres, hermanos, etc. Es importante que el tema no desaparezca, sino al contrario, que cada vez vaya teniendo mayor importancia para que se sumen tantas otras personas con el mismo sufrimiento.

Colectivo Alas

Saltillo, Coah., 27 de febrero del 2010

TERCERA REUNIÓN CON LA COORDINACIÓN ESTATAL DE SEGUIMIENTO DEL SECUESTRO

El pasado 26 de febrero del 2010 se llevó a cabo, en el Palacio del Gobierno en esta capital, la tercera reunión del grupo de familias de personas desaparecidas con responsables de la Coordinación Estatal de Seguimiento para el Secuestro, instancia de la Fiscalía del Estado.

Junto con los familiares estuvieron Blanca Martínez y Mariana Villarreal, directora e integrante, respectivamente, del Centro Diocesano para los Derechos Humanos Fray Juan de Larios de la Diócesis de Saltillo; los recibieron el Lic. Manuel de Jesús Gonzáles Gallardo y el Lic. Guillermo Olivas, responsables de dicha Coordinación, así como Gerardo de Hoyos, representante del secretario de gobierno del estado.

El grupo de familias, que claman para localizar a 31 personas desaparecidas, lo conforman personas del estado de México; otras del estado de Jalisco; una familia de Tamaulipas; del estado de Coahuila de los municipios de Parras de la Fuente y Saltillo; se integraron por primera vez familias de Torreón y Matamoros Coahuila.

La fiscalía, por su parte, informó de algunos procedimientos que realizó en diferentes casos como la toma de declaración de algunas personas y la investigación de las pistas que familiares le han dado; sin embargo, no hay mayor claridad de por dónde se pueden seguir las líneas que den mayor confianza para la localización de los desaparecidos.

Hasta ahora el trabajo se encuentra en casi el punto inicial y, si bien no se puede decir que la fiscalía no ha hecho nada, lo que si es el sentir de las familias es que lo que se hecho es sumamente insuficiente y con toda razón. La gravedad del asunto donde se habla de desapariciones forzadas, donde el riesgo de integridad de las personas es gravísimo y todo lo que implica de aceptación a las familias, por lo que el trabajo no se puede quedar en pequeñeces porque se tiene gente desaparecida desde el 2008.

Se descubre que uno de los motivos del poco avance en los casos es porque no existe un trabajo articulado entre las instancias estatales y federales ya que la Fiscalía del Estado no cuenta con la información que las familias han dado a la Procuraduría General de la República.

Se nota que existen trabas administrativas y no una real colaboración entre la Fiscalía del Estado y la PGR para facilitar las investigaciones pese a que el Gobernador Humberto Moreira y el Presidente de la República, Felipe Calderón, han anunciado que en los Operativos Conjuntos en Coahuila para el combate a la delincuencia organizada trabajan articuladamente, sin embargo, para el tema de los desaparecidos, no existe una coordinación y esto obstaculiza los avances.

Por esto las familias piden, exigen, claman, una audiencia directa con el Gobernador Humberto Moreira porque hay decisiones que se tienen que tomar a nivel político y a nivel de los responsables de las instituciones.

Piden, exigen y claman la reunión para que el Gobernador Humberto Moreira asuma compromisos que facilite a las instituciones de las que él es responsable en la búsqueda de sus familiares, que asuma el compromiso de dar instrucciones y facilite la coordinación con la federación para la localización de las personas.

Cabe mencionar que la situación de las personas desaparecidas en Coahuila es una práctica sistemática, recurrente y que la cantidad de casos, el patrón de violencia, el modo de cómo operan sí habla de una seria limitación de gobierno que por acción y omisión permite eso y es un responsabilidad en el campo de los derechos humanos y, en el caso de que las autoridades de Coahuila sigan permitiendo las desapariciones, se convierten en violadores de derechos humanos.

Mientras tanto, los funcionarios que coordinan estos trabajos en Coahuila, tienen la responsabilidad de continuar las investigaciones correspondientes con las pistas que las familias les proporcionan. Es importante decir que en todos los casos hay líneas abiertas, sólo que hay que completar la información para lograr tener un camino hacia la búsqueda de los desaparecidos.
Ante los pocos avances en la investigaciones, el grupo de familias está coordinándose para expresar su clamor a través de encuentros con otras familias que viven la misma situación y, en relación con instancias nacionales, movilizarse para hacer más público su clamor.

DÓNDE SURGEN LAS REUNIONES
El 18 de diciembre del 2009, un grupo de familias de personas que han desaparecido en distintos municipios del estado de Coahuila, se reunieron por primera vez con el equipo del Centro Diocesano para los Derechos Humanos Fray Juan de Larios en el Obispado de la Diócesis de Saltillo.

El objetivo de dicha reunión fue compartir la experiencia y el dolor de cada caso y buscar la manera de que esta situación saliera a la luz pública y pedir al Gobierno del estado de Coahuila que realizara las investigaciones correspondientes.

En aquella ocasión se reunió el grupo de familias con el Secretario de Gobierno Armando Luna, así como con el Diputado Federal Rubén Moreira y el Fiscal Jesús Torres Charles, quienes se comprometieron a instalar una mesa de seguimiento para que la Fiscalía informara sobre el avance de las investigaciones, quedando que la segunda reunión sería el 22 de enero del 2010.

El logro de la segunda reunión, realizada finalmente el 23 de enero del 2010, fue la creación de la Coordinación Estatal de Seguimiento del Secuestro, con lo que permitió dar seguimiento, en una sola instancia, el proceso de investigaciones, ya que antes los casos se atendían en cada lugar donde las personas desaparecían.

Quedó como responsable de la Coordinación Estatal de Seguimiento del Secuestro el Lic. Manuel de Jesús Gonzáles Gallardo y el Lic. Guillermo Olivas, quienes estuvieron presentes en la tercera reunión efectuada el 26 de febrero del 2010.

LISTA:
A) Desaparecidos en Parras De la Fuente, Coah., el 24 de enero del 2009.
Antonio Verástegui González y Antonio de Jesús Verástegui Escobedo.

B) Desaparecidos en Piedras Negras el 21 de marzo del 2009.
Vicente Rojo Martínez; Jaime Ramírez Leyva, José Juan Pacheco Suárez, Marco Antonio Ocampo Martínez, Erik Fernando Pardevell Pérez, Pedro Cortéz Guzmán, Gersaín Cardona Martínez, Roberto Oropeza Villa, Víctor Abraham Nava Calzonzin, Víctor Ríos Tapia, Lorenzo Campos Rodríguez, Juan Garduño Martínez. Trabajaban en el empresa “Atlanta Duramex, S.A. de C.V.”, del Estado de México. Estaban vendiendo pinturas para inmuebles en la región, y dos camionetas desaparecieron en donde iban a bordo las 12 personas, cuando iban de Sabinas, Coahuila hacia Piedras Negras.

C) Desaparecidos en Torreón, Coah., el 5 de abril del 2009.
Isaías Uribe Hernández y Juan Pablo Alvarado Oliveros. Isaías se encontraba en compañía de Juan Pablo y alrededor de la 22:30 acudieron a comprar unas cervezas y ya no regresaron.

D) Desaparecidos en Nava, Coah., el 22 de abril del 2009.
Agustín Alberto Núñez Magaña, Sergio Cárdenas Córdova y José Flores Rodríguez.
Ellos trabajaban vendiendo joyas en la región Monclova-Piedras Negras. Son originarios de La Barca, Jalisco. Desaparecieron el 22 de abril. Salieron del hotel ¨Don Alberto¨, donde durmieron el día anterior en Nava, al parecer alrededor de las 20 horas.

E) Desaparecido en Piedras Negras, Coah., el 4 de julio del 2009.
Daniel Durán Espinoza. Daniel salió de su domicilio aproximadamente a las 8:00am para dirigirse a vender ropa a “La Pulga de San Joaquín” (Mercado público conocido en la ciudad). Llevaba 2 cajas de 20 kilos de ropa que su papá le había enviado de Reynosa. Desde ese día no han sabido nada de él, ni del vehículo Neón Rojo 2004 en el que viajaba. Nadie habló a la familia para solicitar algún tipo de rescate.

F) Desaparecidos en Saltillo, Coah., el 29 de agosto del 2009.
Esteban Acosta Rodríguez, Brandon Esteban Acosta Herrera (9 años), Gualberto Acosta Rodríguez y Gerardo Acosta Rodríguez. Los hechos sucedieron en la carretera Saltillo-Monterrey a la altura del aeropuerto de Ramos Arizpe, cuando presuntamente un grupo de hombres armados interceptó el vehículo en el que transitaban y desde entonces no se sabe nada de su paradero.

G) Desaparecidos en Monterrey, N. L., el 20 de diciembre del 2009.
Eugenio Zúñiga Castillo. Desapareció el 20 diciembre 2008 en Monterrey N. L. Eugenio viajaba el 20 de diciembre del 2008 en compañía de Eduardo Morales Adame en un carro y ya no regresaron.

Casos que llegaron al Centro Diocesano para los Derechos Humanos Fray Juan de Larios después de la reunión de enero y antes de la de febrero:

H) Desaparecidos en Matamoros, Coah., el 28 de octubre del 2008
Javier Burciaga Vázquez y José Francisco Juárez Adriano

I) Desaparecidos en Torreón, Coah.
Armando Salas Ramírez y Pedro Ramírez Ortíz el 12 de mayo del 2008
Gerardo Villasana Hernández el 12 de diciembre del 2008
Dan Jeremeel Fernández Morán el 19 de diciembre del 2008
Luis Burciaga Ramos el 19 de agosto del 2009

Centro Diocesano para los Derechos Humanos Fray Juan de Larios
Diócesis de Saltillo
———————————
Contacto:
María Eugenia Arriaga Salomón
Pastoral de la Comunicación
Diócesis de Saltillo
Tel. (844) 412 3717 ext. 112
Cel. (844) 8691671
Skype: maru.arriaga
comunicacion@diocesisdesaltillo.org.mx
www.diocesisdesaltillo.org.mx

   
© 2012 Redes Cristianas Suffusion theme by Sayontan Sinha