VII ENCUENTRO DE REDES CRISTIANAS
23 y 24 de octubre de 2021

 

1. Consejos vendo y para mí no tengo
2. ¿En aplicación de la Ley? ¿Con independencia?
3. Autorretrato del PP
. Novedad LIBRO

1 – Consejos vendo y para mí no tengo

José Bono, tercera autoridad en la Democracia de España, ha expuesto por iniciativa propia y con transparencia pública el monto de su patrimonio: suyo y de sus hijos. Relación pormenorizada que ha sido publicada en el diario El País. Lo importante no es sólo que publique la cantidad de ese patrimonio sino el origen y el modo cómo la ha adquirido. Nadie que yo sepa le ha impugnado la legitimidad ética de ese patrimonio.

1. Los que le acosan pidiéndole explicaciones, ya las tienen. Ahora, por decencia y lógica mínima, debieran seguir su ejemplo y hacer lo mismo. ¿Si no lo hacen con qué autoridad pueden entonces acusarle? Ocultan sus patrimonios, rechazan hacerlo y encima se atreven a pedirle sin razones que él lo justifique. Están prontos a curar enfermedades de otros, cuando en realidad están repletos de las mismas: Medicus est aliorum et ipsis vulneribus scatet. A esto se llama desvergüenza e hipocresía.

2. Yo no me pronuncio sobre si , cristianamente hablando, el patrimonio Bono lo posee debidamente. Pero, al menos parece poseerlo respetando la legalidad y la ética pública, Que no es poco. Entonces, que no vengan a darle lecciones quienes no están dispuestos a seguir su ejemplo y, encima, presumen de “cristianísimos”.

A cualquier observador un tanto imparcial le viene enseguida la pregunta de por qué ahora el PP viene con este ataque público, polifónicamente orquestado contra Bono. Está claro que no lo hacen por convicción ética en el sentido de respetar y salvaguardar el buen nombre e imagen del presidente del Congreso y de alertar a los españoles para preservar la ética pública, sino para desprestigiarle sembrando al menos la duda de que probablemente su patrimonio lo ha conseguido por métodos vituperables.

De esta manera, se le mancha y se le va sumando la desconfianza cuando no el desprecio de gente que, sin disponer de medios para discernir, se queda confundido y en la duda.

Los seguidores del PP pueden deducir que en su Partido se procede ase así cuando no pueden vencer limpiamente a un adversario político: sembrar la sospecha y, entonces, los afiliados les siguen votando no por verificación de la información en cada caso, (que no pueden obtenerla o no les interesa) sino por fidelidad ideológica al Partido.

Porque el Sr Bono, – lo saben ellos-, molesta por ser un referente digno para la vida personal, cristiana y política pero, como para ciertos políticos todo vale, no hay dificultad en probar a difamar con tal de mermar o triturar a quien resulta un obstáculo para su carrera hacia el poder. Y eso, ¡qué bien!, se aplaude como un servicio a la patria, a la democracia, a la ética y al mismo cristianismo. Una muestra de cómo se proponen regenerar la vida política si logran instalarse en el poder.

2. ¿En aplicación de la Ley? ¿Con independencia?

En los ambientes que nos han rodeado, hoy 14 de mayo, se ha palpado una helada consternación y una indignada impotencia. El juez Garzón, a sus 55 años, después de 22 años de brillante ejercicio profesional en la Audiencia Nacional, ha sido suspendido en sus funciones por el Tribunal Supremo. La suspensión la han tomado sus miembros –17 vocales y el presidente- por unanimidad, por la razón de haber abierto investigación contra las desapariciones del franquismo. Tal investigación no le competía y ha cometido delito de prevaricación..

La portavoz del CGPJ, Gabriela Bravo, ha declarado que los jueces han procedido “con independencia y responsabilidad” y que el Tribunal Supremo en sus 30 años de democracia siempre ha procedido “conforme a Derecho”.

Me temo, y es lo que comienzo por subrayar, que el respeto a las discrepancias y dimensión mediática que dicen tener los jueces según la portavoz, ha quedado en mero formulismo, pues en nada han servido los numerosos escritos de jueces y magistrados publicados en estos días dentro y fuera de España para repensar la decisión del Supremo.

En segundo lugar y lo más importante, admitido que la ley sea así, un Tribunal Supremo con buen sentido y prudencia no puede aplicar ciegamente la letra de la ley sin valorar las otras mil razones que se han aportado. Desde el sentido común, el propio de la ciudadanía, la suspensión no es justa, oportuna ni proporcionada. Y deja entrever, por más que se la quiera mal justificar, otros intereses y motivaciones.

No obstante, y a pesar de ello, para los que tenemos algún estudio no nos es vedado hablar por si podemos aportar algún rayo de luz allí precisamente donde más fuertes se han hecho los jueces. Estoy convencido de que su aferramiento a la letra de la ley ha sido porque les convenía y no tenían otra vía para suspender al juez Garzón. La ciudadanía lo ha percibido como un despropósito y una ocasión lamentablemente perdida para dar ejemplo de sensatez e independencia por parte del Supremo.

Nada de lo dicho se opone a que, cuantos discrepamos, acatemos la decisión, pues es al Tribunal Supremo a quien compete tomarla y así está determinado en nuestra leyes. No hacerlo supondría validar imprevisibles decisiones individuales y negar la autoridad del poder legislativo, propiciando un terreno de insegura arbitrariedad para la convivencia.

Pero, al mismo tiempo, y con no menor firmeza, no estamos dispuestos a conceder infalibilidad a las decisiones del Tribual Supremo ni suponer cándidamente su independencia. Los hechos demuestran lo determinantes que han sido las mediaciones ideológicas y políticas. Todos podíamos barajar y predecir la decisión del Tribunal mirando a la asignación política de sus miembros. Venía predeterminada.

¿En aplicación de la Ley o conforme a Derecho?. Aquí la Ley se concreta en el artículo 383.1 y 384 de la Ley Orgánica que dicen: “El Tribunal Supremo puede proceder contra un juez cuando ha cometido delito en el ejercicio de sus funciones”.

El Magistrado del Supremo Luciano Varela, conocedor de la causa, ha interpretado que esto ha tenido lugar en el caso Garzón y así lo ha comunicado al CGPJ quien hace efectiva la suspensión.

Como profesor de Teología y Etica tuve oportunidad de explicar a los alumnos –para su tarea posterior de confesores- que el cumplimiento de la ley, cualquiera que ella sea, tomado al pie de la letra, mata. Amenazar por ej. con que no asistir a Misa los domingos es pecado grave (según se ha admitido por mucho tiempo), resulta disparatado si no se averiguan los motivos: “Pues sí, no he podido ir a Misa porque estaba enfermo o porque he tenido que cuidar de personas mayores, o atender a los niños, o llegaba de un viaje supercansado, etc.”. Ignorar estos aspectos-valores y mantener que ahí se conculca realmente la ley es hacer de ella una aplicación mecánica según la letra, pero no según el espíritu y, por eso mismo, mata. Ninguna ley puede interpretarse correctamente si se desconecta de su relación con las otras.

Sostener que la investigación abierta contra las víctimas vencidas del franquismo es un delito de prevaricación no procede si antes y a la par no consideramos otros valores que la letra de la ley de amnistía no puede descartar: junto a ella hay una legislación internacional que abre y amplia su sentido literal en el sentido de que trata no de delitos políticos sino de guerra; el juez Garzón ha sido avalado por otros Jueces españoles que consideran legítima la interpretación que él ha dado a la ley; el contexto de entonces ha cambiado y existen ahora condiciones socioculturales más maduras que permiten reparar una injusticia desatendida y restañar heridas que nunca se cerraron y hacer posible una convivencia más justa y segura para el futuro; la querella proviene de asociaciones implicadas en la represión franquista y que actuaron en la eliminación de muchas víctimas; la trayectoria del juez Garzón es éticamente encomiable y muy positiva para el bien y proceso de la democracia española y también para otros países que han sufrido dictaduras y se han beneficiado de su valiosa intervención como juez; detrás de la querella se encuentran fuerzas e intereses de tipo terrorista, financiero y político que el juez Garzón ha descubierto y procesado y han reaccionado contra él con odio y venganza; los 18 jueces del Tribunal Supremo no pueden argüir ignorancia frente a la parcialidad y animadversión manifiestas de algunos de su jueces, que han llevado a Garzón a recusarlos y, en especial, al Magistrado Lucio Varela instructor de la causa.

¿Podía ignorar el Supremo que en la calle, en los medios y en la sociedad se está señalando al PP como urdidor principal del acoso?

El supuesto y discutido delito de prevaricación, con todas estas circunstancias, bien podía ser reinterpretado sin apartarse de la justicia y más tratándose de un compañero universalmente elogiado como lo muestran los 80 premios nacionales e internacionales concedidos y los doce Doctorados. ¿De haberlo hecho así, quién habría negado legitimidad y aprobación al Supremo? Lo triste del caso es que, ante la solicitud de Garzón para su traslado a la Corte Penal Internacional se han activado de una manera inusual llamadas y convocatorias para asegurar su suspensión.

Se ha dado la aplicación de la letra de una ley, aislada de todas las demás. Es una monstruosidad pensar que los médicos, al realizar una operación , decidiesen ignorar la relación del órgano operado con todos los demás.

Se puede concluir, por tanto, que se ha hecho una mala e injusta aplicación de la ley: no conforme a Derecho.

¿Con independencia?. Creo que los jueces, también los del Supremo, son hijos de una sociedad y de una cultura, de una ideología, de una opción política concreta, pero al ejercer una función pública deben desempeñarla sin más consideración que la sensata, justa e igual aplicación de la Ley para todos, sin ninguna discriminación. Imparcialidad debe ser su lema y distintivo según prescribe taxativamente la Constitución Española.

La independencia se muestra cuando los jueces sentencian con arreglo a los valores en cuestión. En este caso tenían una Ley que desplegaba ante su vista una serie de valores. Abrir investigación contra las víctimas del franquismo respondía a una sólida y legítima interpretación de la Ley, avalada por expertos y una práctica internacional. La independencia se rompe cuando no se conjugan todos los valores y se persigue ciegamente uno sólo. Entonces el significado de la Ley se desnaturaliza y tergiversa.

Comprenderán entonces los jueces del Supremo que su decisión haya provocado malestar, encono y consternación en gran parte de la sociedad y no puedan persuadirnos de que han procedido, en este caso, con independencia. La suya ha sido una decisión calcada en la pura letra de la Ley, ajena al sentido profundo de la Ley y que la sociedad ha criticado ya, sin que se le pueda imputar que lo ha hecho con ligereza, desconocimiento o arbitrariedad. La independencia se prueba con hechos, no con palabras.

3. AUTORRETRATO DEL PP

Pienso que hay un método para descubrir la verdad o mentira de los políticos. Basta con escucharles. Sus palabras son espejo de su alma.

Refiriéndome ahora al PP, se advierte enseguida que las palabras de unos y otros repiten lo mismo en todas partes, pero con tonalidades distintas. Está la palabra elegante de Cospedal, la blanda de Saenz de Santamaría, la sardónica de Pons, la montaraz de de Pio G. Escudero, la camaleónica de Rajoy. Todas con el mismo fondo musical.

Llevan semanas, meses y años diciendo lo mismo:

“Nosotros somos el Partido que debe gobernar España, el único leal a su historia; al actual del PSOE no lo admitiremos jamás, y le negaremos toda colaboración. Lo venimos demostrando en el Parlamento, en las Leyes que promulga y en la calle. El Gobierno actual, es decir, Zapatero no ha hecho nada bueno, ha ido de error en error, no tiene proyecto, esta acabado y esto lo repetimos a diario a todos los españoles: no se puede pactar con el PSOE, nuestro objetivo es desacreditarlo, desgastarlo, hundirlo, porque el bien de España pasa por nuestro Partido. El del PSOE es una desviación pasajera, muy peligrosa, que hay que corregir.

No tenemos alternativas y no las explicamos aunque todo el mundo las espere y exija; aunque nos quedemos solos frente ante todos los Partidos; aunque sostengamos que el Gobierno ha negociado torpemente con ETA; aunque nuestros diputados hayan votado unánimemente la guerra del Irak desoyendo el clamor del pueblo; aunque hayamos ridiculizado la Ley de la Educación para la Ciudadanía; aunque vayamos contra las Instituciones cuando no nos convienen; aunque reiteremos que la corrupción masiva que se nos imputa es de individuos particulares y no del PP; aunque ignoremos a Garzón como juez excelente; aunque exijamos que Bono declare todo su patrimonio y no exijamos lo mismo para nosotros; aunque achaquemos todos los males de la crisis actual a incompetencia exclusiva y extrema del Sr. Zapatero y le digamos a la cara “váyase”, etc. “.

Esta es una lista corta, accesible, recitada día a día. Los representantes del PP se la saben de memoria y la repiten de maravilla.

Quien abra el oído capta lo que es promesa e incumplimiento, odio del enemigo y glorificación de sí mismo, ataque al Gobierno y nula colaboración, ansiedad del poder y desdén del bien común nacional, ceguera para toda obra del Gobierno y autoalabanza ilimitada.

Cuanto más hablan, mejor. Su mente, su corazón, sus entrañas, sus deseos e ideas, sus pasiones van dibujando su proyecto de convivencia, les basta decir lo que dicen sin nombrar para nada cómo viven, pero alumbran bien la ciudad política a la que te quieren llevar. Es un buen servicio y es de agradecer.

. Novedad LIBRO

“María de Nazaret, en la Virgen del Pilar”

PRESENTACIÓN I N D I C E

Por convicción propia y a instancias

de amigos de Zaragoza, 1. MARIA DE NAZARET,

decidí con ilusión escribir este libro PRESENTE EN MIL IMÁGENES

“María de Nazaret en la Virgen del Pilar”.

Como aragonés que soy, 2. EN ZARAGOZA, A ORILLAS DEL EBRO

vi un buen momento para insertar

mi pequeño saber teológico 3. PERO A FIN DE CUENTAS

en la gran fe y devoción mariana ¿QUIÉN ES ESTA MUJER?

de nuestro pueblo.

Y, sin menguar para nada 4. ESCENARIO REAL:

el encanto de cada Virgen particular, ¿QUIÉN MARIA DE NAZARET?

pensé que era de primer orden

asegurar la unidad 5. ESCENARIO TEOLOGICO:

de ese río de multicolor devoción, -María en el Vaticano II y la teología-

que transporta -Cómo presentar la figura de María hoy-

parecidos anhelos y problemas

ante la única y universalmente querida 6. RENOVAR LA DEVOCIÓN A MARIA

María de Nazaret. De ahí mi título

“María de Nazaret en la Virgen del Pilar”. 7. CARA NEGATIVA Y POSITIVA

El libro está a tu disposición, DE LA DEVOCIÓN A MARIA

en lenguaje claro y popular,

desenvuelto y moderno, 8. MARIA DE NAZARET,

y no exento de riguroso estudio. MARIA DE LA LIBERACION

Había que aproximarse a la María real María de Nazaret-Israel-Roma

y percibir mejor su grandeza y papel María de Nazaret-Zaragoza-Nueva York

en nuestra historia.

Quise que llegara 9. ORACIÓN A LA VIRGEN DEL PILAR

a la mayor gente posible,

en forma tipográfica bella . 148 Páginas – Fotos a color

y en precio asequible. . Papel couché- Encuadernación al cromo

Veréis si lo he conseguido

Y toca ahora a vosotros comentarlo, PEDIDOS

valorarlo y si, decididos, difundirlo Nueva Utopía

sobre todo Tel.: 91 4472360 / 4454544

en el ámbito familiar y educativo. E-Mail: bforcanoc@terra.es

Todo para el mayor bien,

unidad y paz de nuestros pueblos.

Benjamín Forcano

UN LIBRO QUE HACÍA FALTA

– Algunas opiniones (Las primeras) –

“El libro me parece al exterior espléndido, hermoso y bien ilustrado, magnífica presentación. Puesto a leerlo, lo he hecho de un tirón. Este dato y tu estilo literario, tan sugerente y sencillo, es el mejor elogio que puedo hacer de tu trabajo. La originalidad, la intención, y el excelente manejo de la pluma, dan como resultado una magnífica mariología popular, alejada de tecnicismos y rebuscados argumentos teológicos. Enhorabuena. Es un libro en el que nadie había pensado pero que hacía falta no solo como contribución a la divulgación del Pilar sino como ayuda al salto de lo devocional a lo evangélico en la figura de la Virgen. Te felicito de nuevo.
(Juan Antonio, Sacerdote, periodista, autor de “El libro de oro de la Virgen del Pilar”).

“Tu trabajo sobre María de Nazaret en la Virgen del Pilar me parece un acierto pues trata de centrar la religiosidad popular de nuestras gentes en Jesús y su Evangelio”. (José Antonio Pagola, Teólogo)

“Un libro que hay que agradecer por el esfuerzo en purificar la religiosidad popular mariana” ( Luis Miguel Castro, párroco).

“He leído tu librico, impresionante, no sólo teológicamente” (Manuel Fleta, profesor ).

“Espléndido el estudio y, sobre todo, la forma en que muestras , de una forma sencilla y profunda a la vez, cuál debe ser nuestra veneración por la madre de Jesús, desde el Evangelio, la mejor tradición de la Iglesia y los mejores estudiosos del tema. Creo que hará mucho bien a los que lo lean” ( Miguel Angel Mesa, escritor).

“Diseño e impresión impecables” (José Ramón González, investigador).

“El libro te engancha, hasta que no he terminado no he parado. Las fotografías son preciosas. Me ha encantado, sin ser maña, porque creo que hay poco escrito sobre María y se echa de menos más lectura sobre ella” (Ana Bou, adminsitrativa).

   
© 2012 Redes Cristianas Suffusion theme by Sayontan Sinha