VII ENCUENTRO DE REDES CRISTIANAS
23 y 24 de octubre de 2021

 

Enviado a la página web de Redes Cristianas

Todos nacemos con un envoltorio, con unas características físicas que la genética nos
proporciona en suerte. De modo que, si somos afortunados y coincidimos con las cánones de belleza en vigor, nuestro camino por la vida será más transitable y gratificante. Hasta encontrar trabajo y pareja puede ser más sencillo, y nuestra aceptación social en general estará asegurada.

Por el contrario, ay de aquel al que la naturaleza le haya jugado una mala pasada con su físico o su tendencia a alterar unos centímetros o kilos el patrón establecido, porque puede ser señalado, objeto de burlas crueles y, a veces, acosado. Y qué decir de las consecuencias negativas en su autoestima debido a la discriminación y rechazo social.

La búsqueda de la belleza y la proporción quizá obedezca más a un instinto primario, que tiene por objeto garantizar una descendencia sana y fuerte, que a criterios de índole racional. Elegir los regalos por la belleza del envoltorio sin averiguar lo que pueda haber en su interior no parece la decisión más inteligente. Y es que, bastante antes de los cien, todos calvos y jorobados.

/ Antonán del Valle (León)

   
© 2012 Redes Cristianas Suffusion theme by Sayontan Sinha