VII ENCUENTRO DE REDES CRISTIANAS
23 y 24 de octubre de 2021

 

Religión Digital

Vida Nueva
El grupo PRISA ha tomado una línea editorial marcadamente contraria a la Iglesia
Francisco Vázquez, Embajador de España en la Santa Sede ha concedido una entrevista amplia al semanario de información religiosa “Vida Nueva”. Lo ha entrevistado en Roma su director Juan Rubio. En el número que sale a luz esta semana pueden leerse importantes declaraciones de este político socialista, creyente comprometido, con una gran influencia actual en Roma, es de las pocas voces españolas en el Vaticano. Repasa con el director de “Vida Nueva” los temas más variados: beatificaciones, relaciones Iglesia-estado, acuerdos, tensión, medios de comunicación. Declaraciones no exentas de interés que pueden leerse íntegras en el número de esta semana de “Vida Nueva”

“Hay pocas personas tan preparadas para este cargo como el señor alcalde de A Coruña, con muchas horas de vuelo, un católico practicante”. No son palabras huecas ni hagiográficas. Quien las dijo conocía bien a Francisco Vázquez, pese a militar y gobernar desde otro lado político. Eran las palabras que Manuel Fraga dedicó al entonces alcalde coruñés recién nombrado Embajador de España en la Misión Diplomática Permanente más antigua del mundo, en la Santa Sede. Vázquez es hombre de consenso y diálogo y se define como “ un hombre de la Transición”.

El ex alcalde de La Coruña, político socialista de raza, que no esconde su condición de creyente, tiene a sus espaldas una dilatada vida política con holgadas mayorías absolutas y amplio reconocimiento en las filas del PSOE. Cree y confía en el diálogo como la mejor y más útil herramienta política y confiesa que suele ver las cosas “a la gallega”. Ni todo es del todo blanco ni del todo negro. Hay tonos intermedios. Es una óptica que ahorra disgustos y que produce sosiego.

Y es precisamente la falta de esa serenidad y ese sosiego lo que le causa preocupación y tristeza cuando habla de la actual situación de España. “Veo este momento con la inquietud de cualquier persona de mi edad, extrañada por el enrarecimiento de lo político, la falta de diálogo entre oposición-gobierno o gobierno-oposición y muchas cuestiones que han tenido en España un efecto no pacificador: la territorialidad, algunas leyes de corte social y, cómo no, el tema religioso. Es una crispación absurda que curiosamente coincide con una etapa de crecimiento económico importante, cuando se han alcanzado cotas de bienestar destacables en nuestro país en relación al resto de Europa y a hace treinta años” dice con fuerte convicción, la misma del que se cree los proyectos y pone en ellos toda la energía.

Tensión doméstica

Para el Embajador se trata de una tensión “doméstica” que se ve muy lejana desde Roma y que en lo que se refiere a la Iglesia tiene un carácter más en el ámbito nacional porque “en las relaciones Vaticano- Gobierno español hay una buena sintonía. Desde Roma se ven las cosas de España con más sosiego, con menos apasionamiento. La distancia te da una visión más tranquila”.

El embajador es consciente de que estamos en la recta final de una legislatura que puede explicar muchas de las situaciones de tensión que vamos desgranando en nuestra conversación. “Creo que en estos cuatro años de gobierno socialista ha habido dos momentos distintos. Uno de arranque en el que quizás ha habido leyes que el gobierno entendió que eran compromisos electorales y posiblemente se pusieran en vigor sin un diálogo sosegado y sin una búsqueda de consenso, que lo hubiera habido sin duda alguna y las leyes hubieran salido con mas respaldo social ” y habla concretamente de leyes como las del matrimonio entre homosexuales, el divorcio express o la enseñanza. “Ahí hubo mucha prisa, mucha tensión, por un lado y por otro”.

No obstante Vázquez considera que, pasado ese periodo, ha llegado otro momento más interesante que ha sido en los dos últimos años “ en los que ha habido diálogo que se ha concretado en acuerdos importantes en materias muy variadas y en colectivos como los profesores de religión o el reconocimiento de la idoneidad religiosa, la financiación de la Iglesia, la aplicación de las normas de la UE en materia de IVA y la misma tributación por parte de la Iglesia. Ha habido diálogo que ha producido acuerdos de gran importancia que no deben de ocultarse” y que son para Francisco Vázquez las pruebas evidentes de una voluntad de diálogo.

Se atreve a decir algo más: “Y le hablo como cristiano. Hace falta llegar a acuerdos globales con carácter permanente. Para la Iglesia son más importantes los acuerdos en este tono con la izquierda, porque tienen vocación de estabilidad en el tiempo. Un acuerdo con un gobierno socialista demuestra un escenario estable , más prolongado, como ya se demostró en los acuerdos con los gobiernos de Felipe González. Y todo porque estamos en otros momentos bien distintos. Ni la Iglesia es la trabucaire del siglo XIX ni los rojos somos los quema-curas anticlericales. Reconocemos que en la Iglesia hay un compromiso con valores que la propia Iglesia siempre ha defendido y con los que en la izquierda nos identificamos. Es importante que haya acuerdos y en esta tarea fue muy importante Alfonso Guerra como ahora lo es María Teresa Fernández de la Vega” dice convencido del papel mediador de la vicepresidenta del Gobierno de Zapatero.

Escollos en el camino

Sin embargo el Embajador no esconde la preocupación por el reciente escollo que se ha interpuesto entre el gobierno español y la Conferencia Episcopal. Se trata de la asignatura de Educación para la Ciudadanía en la que, según Vázquez “posiblemente no se ha aprovechado lo suficiente el diálogo para haber conseguido un acuerdo, que estoy convencido hubiera sido posible” pero además insiste en varios momentos de la conversación sobre otro de gran envergadura según Vázquez: “un escollo importante en las relaciones Iglesia española y gobierno español y que es el programa de Jiménez Losantos. El programa de La Mañana es difícil de entender por el gobierno, por la sociedad y por sectores muy importantes de creyentes españoles. Los mensajes que se lanzan desde este programa y esta emisora no se entienden cuando se ve que la emisora es propiedad de los obispos. Está haciendo mucho daño porque está perturbando gravemente la imagen de la Iglesia” dice con malestar “como cristiano pero también como político. Hoy por hoy ese programa es un torpedo fuerte en la línea de flotación de importantes negociaciones que se están llevando a cabo entre la Iglesia y el Estado. No hablo de la COPE porque la Iglesia tiene todo el derecho a opinar, influir, denunciar y crear opinión en sus propios medios. Hablo del programa concreto y del periodista concreto” dice. Incluso nos comenta cómo hasta en el mismo Vaticano y en las más altas instancias “ digo en las más altas instancias, excluyendo al propio Papa, están extrañados por este programa en la cadena de los obispos”

Coincidencias con el PP

Lo que cada vez parece más claro en este horizonte pre-electoral es la coincidencia de temas abordados por la Conferencia Episcopal y coincidentes con las tesis del Partido Popular. El embajador esto ve como una continua tentación de la Iglesia y de la que se tiene que guardar : “En el diálogo Iglesia-Gobierno, sobre todo cuando es el caso del actual que somos de izquierdas, siempre está la tentación de atizar la discordia y de amplificarla. En no caer en esta tentación tiene que estar más pendiente la Iglesia que el Estado. La derecha siempre ha tendido a envolverse en el hisopo eclesial y a reivindicar cuestiones para hacerlas suyas, pero quien tiene que estar más diligente en esto es la Iglesia que no tiene porqué estar siempre entrando a opinar en todos los contenciosos y de todo. Siempre debe orientar en aquella cuestiones que afecten al núcleo de su doctrina y orientar pastoralmente a los fieles pero intervenir en todos los debates políticos no es bueno” dice refiriéndose a la apropiación que la oposición suele hacer de todo lo que la Iglesia dice en todas las cuestiones en litigio.

Y entra a hablar del tema de actualidad, Educación para La Ciudadanía: “Es una asignatura que la hay en toda Europa. Es verdad que en los países europeos está más enfocada a la estructura y símbolos constitucionales y no se entra tanto en problemas morales, algo que se hace en Filosofía y en Ética. Ha habido quien se ha enrocado en una postura de oposición que no es buena. Adaptar los contenidos en colegios concertados es positivo pero yo me pregunto por qué esa adaptación no llega también a colegios públicos. Creo que desde la Conferencia Episcopal se tenía que haber dado un mayor esfuerzo para que las posturas se conciliaran, como ha sucedido por ejemplo con FERE. Al final es un debate estéril porque en España funciona la libertad de cátedra y por mucho que se diga en los textos, el profesor orientará de acuerdo con su visión . Que es posible llegar a acuerdos nos lo demuestra lo que ha sucedido con FERE y en lo que muchos creyentes que serán profesores de esta asignatura, aportarán en ella” indica, aunque también cree que los promotores de esta asignatura tenían que haber hecho un mayor esfuerzo para que fuera mas equiparable este tipo a Europa en los contenidos y orientación, sin entrar tan a fondo en temas morales. Según Vázquez si se hubiera cuidado esto “ no se hubiera sacado de quicio esta cuestión”

Oleada contra la Iglesia

Dentro de las filas del PSOE hay grupos que esta apostando por una hoja de ruta especialmente anticlerical. A nadie extraña el continuo goteo de informaciones, declaraciones y proyectos encaminados a borrar el elemento religioso de la vida pública española aludiendo a que el ámbito religioso hay que reducirlo a lo privado. En este sentido Vázquez se muestra claro: “Confieso mi ignorancia a la terminología y no entro a decir si se habla de laico, laicista, laicismo o lo que sea. Es verdad que hay grupos, siempre los ha habido en este sentido dentro del PSOE; son grupos con un gran soporte mediático pero no tan numerosos. El grupo PRISA ha tomado una línea editorial marcadamente contraria a la Iglesia. Y le puedo decir que con una deformación importante de la verdad. En unos casos se han tergiversado palabras y actuaciones del actual Papa en temas variados y en cosas de dogma, de culto, etc…. Es algo que me llama la atención. Yo he leído cosas, después de haber estado en actos y discursos que, al leerlas, he visto que estaban deformadas. En el PSOE siempre ha habido esta corriente anclada en el pasado, que yo he llamado a veces “casposa” . Están muy atrasados respecto al papel de la fe y del compromiso religioso y lo que eso conlleva y una ignorancia absoluta con respecto a los que representa la Iglesia en la configuración de muchas realidades actuales como es el compromiso con la igualdad y con la justicia”

El embajador, que cree disparatada una ruptura de los Acuerdos Iglesia-Estado, firmados en un ambiente de diálogo en 1979, sigue el principio ignaciano de no arreglar lo que no está roto. Considera que quienes postulan una ruptura de los acuerdos son pocos. “Si hay cosas que deben de cambiar, todo es cuestión de cambiarlo, pero romper unos acuerdos firmados con vocación de perdurar y que están haciendo un gran bien, es cosa de unos pocos y con ecos mediáticos”. Reconoce que actualmente en España “no hay voluntad por parte del gobierno de romper los Acuerdos. Hay sectores respetables dentro del socialismo que piensan lo contrario, pero los hay también que creen que se debe continuar en este camino de colaboración” aunque, insiste, en que “hay veces que el gobierno se siente desconcertado cuando sus colaboradores le transmitimos el buen entendimiento existente y después desde la radio o desde algunas declaraciones concretas, se echan por tierra este sentimiento”

Otras colaboraciones

La Iglesia tiene muchos ,ámbitos de colaboración con el gobierno en materia de patrimonio, de arte, de marginación “en el caso de la inmigración, no hay institución que esté haciendo tanto por los inmigrantes como la Iglesia Católica. O por ejemplo , la nueva ley de Dependencia no saldrá adelante sin la ayuda de la Iglesia que en este tema ha trabajado y trabaja con enorme eficacia”

Beatificaciones

Inevitablemente hablamos de la nueva Ley de la Memoria Histórica y de las beatificaciones que el próximo domingo, 28 de octubre se celebran en Roma. “ Mire usted, en esto , lo único que le puedo decir es que la Iglesia tiene sus propios calendarios y no es justo decir que haya habido una coincidencia buscada con la Ley de la Memoria Histórica que ha estado embarrancada en el Congreso para lograr mayor acuerdo y consenso. Los procesos del Vaticano en la Congregación para la Causa de los Santos llevan sus propios ritmos y ahora ha tocado el turno a estos 498 mártires de la fe, porque puedo decirle que son mártires de la fe y que fueron asesinad s por no renegar de su fe y que murieron perdonando. Esto es evidente y no podemos decir otra cosa; sería mentir si lo dijéramos”

Esto lo dice precisamente un ex alcalde que se caracterizó en sus años de gobierno municipal por levantar memoriales y hacer homenajes a los asesinados en el bando contrario. Paco Vázquez fue uno de los impulsores de la recuperación de la Memoria Histórica. “Una cosa no quita la otra. Unos y otros murieron por sus ideas y con mucha dignidad. La Ley de la Memoria Histórica se ha retrasado por el intento de buscar un mayor consenso. El gobierno no quiere que sea una ley de revancha. No puede pretenderse que la guerra la ganen quienes la perdieron. La historia es la historia.” Dice de forma contundente. Su conclusión en este tema es radical.

Para Vázquez el próximo domingo día 28, por muchas razones, “puede ser un momento excelente para la reconciliación de unos y de otros españoles. Hay que vivirlo desde esta clave. El perdón tiene que ser pedido por ambas partes y en estos días puede haber un gesto en este sentido por parte de todos. Lo que no podemos es hacer de este acto un acto político. La Iglesia beatifica a sus mártires y para los cristianos estos es algo importante que hay que respetar y de lo que hay que aprender. Murieron ofreciendo perdón y para los cristianos es una lección” confiesa molesto por quienes quieren identificar a los socialistas con quienes perpetraron aquellos crímenes. “Ni somos herederos de aquellos, ni la Iglesia de ahora es la de antes. La ley ha de servir para unir y no para dividir”

Pocos españoles en La Curia

Preguntamos por último a Francisco Vázquez por las repercusiones que puede tener la escasa presencia de españoles en altos cargos de responsabilidad en la Curia romana. “ Creo que es un déficit importante pues siempre ha habido en la Curia un número considerable de españoles que han sabido poner los temas de España sobre el tapete. Ha habido sensibilidad a los temas de nuestro país y ha habido un eco importante. Ahora desgraciadamente no es así” nos comenta haciendo alusión a informaciones recientes que decían cómo de los 125 primeros “mandos eclesiales, tan sólo tres o cuatro son españoles y no en primera fila” España necesita poner purpurados en Roma para que los temas españoles puedan ser mejor comprendidos, aunque, matiza “esto lo digo como creyente que vive en Roma; como embajador no es mi tarea ni mi responsabilidad”.

   
© 2012 Redes Cristianas Suffusion theme by Sayontan Sinha