Enviado a la página web de Redes Cristianas

“Es una táctica amplia y profunda contra el gobierno venezolano desarrollada por EEUU y apoyada por los opositores seguidores de Washington”, dijo el sociólogo norteamericano, profesor James Petras, al referirse en su columna de análisis de la coyuntura internacional por CX36, a la situación que atraviesa Venezuela.

Esa táctica “pasa por apoyar a la oposición y pretender que ese es el gobierno legítimo, pese a que no participaron en las elecciones por lo que perdieron los votos”; a lo que se suma “el apoyo internacional entre los gobernantes de la derecha como Bolsonaro y Macri para descalificar a Venezuela como un país latinoamericano” y “apoyan a Colombia y los otros países que rodean a Venezuela con tropas y algún sabotaje” mientras se “preparan para una invasión a Venezuela por parte de EEUU y sus socios en América Latina, buscando un golpe de Estado para combinar”.

De todos modos confió en que “Venezuela tiene instrumentos para prepararse para cualquier eventualidad” y si bien “es muy grave la situación” dijo esperar que “Venezuela encuentre caminos de salida” a la misma. Además Petras detalló en profundidad la situación que se vive en EEUU con el cierre del gobierno y la difícil situación que atraviesan cientos de miles de trabajadores. Transcribimos este análisis que puede volver a escuchar aquí:

https://www.ivoox.com/james-petras-14-1-audios-mp3_rf_31466…

María de los Ángeles Balparda: Buenos días, James Petras.
¿Qué tal? ¿Cómo estás?

James Petras: Estamos congelados aquí, con -10º.

MAB: Bueno, pero tienen temas como para calentarse un poquito.

JP: Si, tenemos bastantes, no hay razón para salir de casa.

MAB: ¿Te parece que empecemos por Estados Unidos? Con el gobierno cerrado, que ya hemos hablado del tema, pero se profundiza el problema, con aeropuertos con largas colas de espera por falta de funcionarios, etc.

JP: Si, exactamente, empieza a impactar no sólo sobre los trabajadores -que son más de 800.000- sino los efectos que tiene esto sobre el resto de la Economía. Hay menos consumo, las hipotecas están canceladas, millones de personas están siendo afectadas por la escasez de transporte. Son muchas cosas en las que uno tiene que pensar y la situación se va profundizando cada día que continúa el cierre de los funcionarios. Los parques que tenemos está llenos de basura, los baños no funcionan, está afectando todas las funciones que afecta al público. Por ejemplo, los museos están cerrados en Washington y otros más.

Es un desastre y uno tiene que pensar que se está multiplicando cada día, afectando familias, industrias, etc. Y no hay soluciones.

(El presidente Donald) Trump amenaza con declarar el Estado de Emergencia pero el mismo Partido Republicano está criticándolo, y no hay ningún esfuerzo por acomodar uno u el otro y reconocer que es un desastre para el país, para la Economía y el desprestigio en que se encuentra la imagen de EEUU con un gobierno fracasado.
Ya entendimos que era un gobierno malo, guerrerista, corrupto, pero ahora tenemos la disfunción total.

MAB: ¿Hay alguna repercusión en la forma de pensar y relacionarse con el gobierno y con la política de los estadounidenses?

JP: Si, mucha influencia.
La gente ahora está muy enojada con ambos partidos, hay un rechazo a la política del gobierno. El hecho que los congresistas sigan cobrando el salario y el seguro médico y lo demás, mientras que el pueblo está sufriendo, crea un desprestigio total de ambos partidos. Lo que pasa es que los duros de ambos partidos están apoyándolos a pesar de que ellos no están siendo afectados, la diferencia entre el pueblo que es perjudicado y los conGresistas y sus ayudantes que siguen cobrando el salario, ha creado esa imagen de desprestigio. Y eso los ha afectado, mucha gente ya dice que no va a votar por ninguno de los dos.

Hernán Salina: A nivel de sectores organizados ¿no genera reacciones de la sociedad estadounidense? ¿No hay movilizaciones, protestas?

JP: Hay muchas protestas entre los sindicatos, los afiliados al sindicato, de los trabajadores desplazados, pero no hay mucho apoyo entre los sindicatos industriales. Algunos están prestando apoyo por ejemplo alimentario, pero no hay huelgas de solidaridad, hay apoyo verbal de algunos sindicatos, pero no va mucho más allá de expresiones verbales y no va hacia algunas prácticas que podría forzar al gobierno al reconocer que hay una cadena de solidaridad. Ahora mismo, por ejemplo, hay una huelga general de los maestros de Los Ángeles, que es el segundo distrito más importante del país; son 600.000 alumnos los que están afectados, pero es una huelga por el salario de los maestros y el tamaño de las aulas, pero nada hablan de lo que está pasando en el gobierno federal.
Diego Martínez: Le propongo pasar a Venezuela, donde han ocurrido muchas cosas.

¿QUÉ SE PUEDE DECIR DE LA SITUACIÓN POLÍTICA EN VENEZUELA?

JP: Es una táctica amplia y profunda contra el gobierno venezolano desarrollada por EEUU y apoyada por los opositores seguidores de Washington. Por ejemplo, en una cosa y otra están movilizando sus fuerzas parta conquistar todos los medios de comunicación, denunciando al gobierno, diciendo que son corruptos y que manejan los resultados electorales.
Y tenemos la táctica, que pasa por apoyar a la oposición y pretender que ese es el gobierno legítimo, pese a que no participaron en las elecciones por lo que perdieron los votos.

Segundo, tiene el apoyo internacional entre los gobernantes de la derecha como (el brasileño Jair) Bolsonaro, (el argentino Mauricio) Macri, como los peruanos, etc.; para descalificar a Venezuela como un país latinoamericano. Tercero, apoyar a Colombia y los otros países que rodean a Venezuela con tropas y algún sabotaje. Y cuarto, prepararse para una invasión a Venezuela por parte de EEUU y sus socios en América Latina, buscando un golpe de Estado para combinar.

En otras palabras es una agresión múltiple, económica, política, diplomática y militar.

En ese marco es importante destacar que Venezuela tiene instrumentos para prepararse para cualquier eventualidad. En este momento las tensiones han aumentado, las agresiones siguen siendo efectivas y la economía sigue siendo apretada en todos lados, bajando aún más el estándar de vida.
Es muy grave la situación y esperamos que Venezuela encuentre caminos de salida. Tiene la solidaridad de Rusia, China, Cuba, y otros países de la región. Pero mucho depende de cómo se puede sortear alguno de los problemas internos y eso es clave.

HS: Hagamos un vistazo a la situación en Siria. Se está manejando la existencia de una nueva escalada de participación militar de EEUU, se suma a la advertencia de Trump a Turquía; y el reconocimiento de jerarcas israelíes que bombardean ininterrumpidamente objetivos dentro de territorio sirio.

JP: El hecho es que Washington no va a renunciar a sus bases aéreas en Siria, eso es claro.
En segundo lugar, es que van a retirar algunas tropas pero amenazando a Turquía si es que Turquía decide atacar a los kurdos de la frontera.

¿Cuál es el problema con los kurdos? El territorio sirio que apoya está al lado de los distritos autónomos kurdos en Turquía y Turquía tiene miedo de que con una base de apoyo en Turquía, se podrían lanzar agresiones a territorio turco. Ese es el problema para (Recep Tayyip) Erdogan y los turcos. Necesariamente tienen que desplazar a los kurdos de la frontera y tienen más confianza en los sirios, porque Siria no tiene ninguna quinta columna en Turquía, como si lo tienen los kurdos.
En esa situación, van a continuar los enfrentamientos entre Turquía con los kurdos y el respaldo de EEUU a los kurdos. Es posible que en algún momento, los nacionalistas turcos se lancen contra los kurdos y en esa situación es posible que EEUU lance un ataque contra las fuerzas turcas.

Eso podría provocar una ruptura en la OTAN y en las relaciones entre Turquía y Washington.
Las últimas amenazas de Washington fueron de aplicar fuertes sanciones contra Turquía, según Trump ‘destruyendo la economía’ de los turcos, que a su vez respondieron muy duramente, diciendo que ellos son capaces de resistir una agresión económica norteamericana.

En otras palabras, hay muchas tensiones actualmente y la salida de Trump de Siria está postergada por el momento.

DM: Muy bien Petras, ¿en qué otros temas está trabajando?

JP: Podemos decir que hay varios.
Primero, debemos reconocer que EEUU está enfrentando a China, que tiene una enorme ventaja: China no tiene enemigos ni conflictos ni violencia con ningún país y Washington tiene muchos enemigos e incluso amenaza con lanzar una guerra contra Irán.

Los chinos están construyendo caminos, no muros. Los EEUU tienen grandes problemas domésticos por el conflicto sobre los inmigrantes.
Washington invadió Centroamérica creando a los refugiados que ahora quieren entrar a EEUU; China no tiene problemas de ese tipo porque no invadió ni lanzó ninguna guerra para provocar emigración.
China busca trabajo, invierte en países vecinos y otros, generando proyectos de gran alcance como por ejemplo como puertos, aeropuertos, industrias. Es una situación muy desigual y Washington no tiene manera de responder a China porque los muros no sirven con los pueblos vecinos; mientras los caminos que China está creando, están vinculando, integrando a muchos países creando relaciones con un trato amistoso.
En otras palabras el conflicto China-EEUU es muy desigual, EEUU con amenazas y China con opciones.

Finalmente sobre esto quiero mencionar una cosa: WASHINGTON TIENE PROBLEMAS DOMESTICOS QUE NO APARECEN EN MUCHAS DE LAS ESTADÍSTICAS. 1/3 DE LA POBLACIÓN VIVE CERCA O ALREDEDOR DE LA LINEA DE POBREZA .
Tenemos muchas personas que no tienen soluciones al trabajo temporal que están ocupando.

En otras palabras, LA CIFRA QUE SEÑALA QUE EE.UU SOLO TIENE UN 4% DE DESEMPLEO ES FICCIÓN , hay más de un 15% que son trabajadores temporales y hay otro 20% que si bien tiene empleo gana apenas lo suficiente para pagar la renta semana a semana.
Eso ha generado mucho descontento que no aparece. Hay muchos problemas silenciosos, podríamos decir. Pero en las últimas consecuencias, hay mucho resentimiento aquí.

El problema es cómo encontrar un camino de respuesta, una resistencia, una lucha, otra opción electoral. Actualmente aparecieron una veintena de candidatos demócratas que quieren presentarse, desde los que se autotitulan socialistas democráticos, a los progresistas, y otros títulos; todas las opciones demócratas –la gran mayoría por lo menos- están a la izquierda de los líderes actuales del Partido Demócrata. Si las alas izquierdistas rompen con la derecha del Partido Demócrata, junto con los movimientos de descontento, podríamos encontrar una alternativa.

Hay que ver si en este año si las fuerzas izquierdistas y progresistas del Partido Demócrata se toman la independencia y se lanzan, sino es todo retórica: engañan al pueblo hablando por la izquierda y gobernando por la derecha.
MAB: Muy bien Petras, nos despedimos hasta el lunes.

JP: Bueno, un abrazo. Me siento más cómodo y caliente después de nuestras conversaciones porque no me atrevo a salir de casa.
MAB: Nos damos fuerza entre todos. Un abrazo.

JP: Así es. Un abrazo.

¡VENEZUELA VENCERÁ!

   
© 2012 Redes Cristianas Suffusion theme by Sayontan Sinha