VII ENCUENTRO DE REDES CRISTIANAS
23 y 24 de octubre de 2021

 

Enviado a la página web de Redes Cristianas

Hoy la Iglesia vive malos momentos: se han demostrado muchos abusos de sacerdotes a menores, obispos se han apoderado de bienes del pueblo, el Vaticano ha hecho escandalosas especulaciones financieras, doquier faltan curas, muchos templos permanecen vacíos o cerrados, generaciones jóvenes pasan por completo de la religión… Simultáneamente ha surgido un papa quien, viendo el desastre y siguiendo un proyecto iniciado en Alemania, convoca a todos los obispos —más de cinco mil— para que el próximo año le expliquen lo que piden a la Iglesia millones de personas del mundo. Así, pues, el pasado octubre empezó universalmente un sínodo o proceso de revisión y reforma del mundo católico.

En Mallorca 3.143 personas (apenas un 1% de los fieles) se han pronunciado para remediar la grave situación que hoy vive la Iglesia. Quiero remarcar el escrito que el grupo “Gent Cristiana Aporta“ —grupo de 21 miembros al cual yo pertenezco— ha presentado; son DIECISEIS PROPUESTAS para mejorar la Iglesia de Mallorca; hoy —si ella quiere— pueden ser puestas en práctica sin tener que esperar el final del Sínodo en octubre de 2023. Concretamente pedimos: Sensibilidad democrática (ahora en la Iglesia todo es decidido por el obispo o los curas) // Consejos parroquiales deliberativos (donde los hay, sólo son consultivos) // Mejor atención y acompañamiento de adolescentes y jóvenes (sin ellos no hay futuro) // Más recursos al servicio de personas vulnerables (pobres, inmigrantes, marginados, excluidos, LGTBI) // No retener bienes que son del pueblo (templos cerrados, rectorías vacías, locales no utilizados, joyas, donaciones, herencias) // Fomentar la desclericalización (ya se pidió en el Sínodo Diocesano de 1999) // Protagonismo de las mujeres en igualdad de condiciones que los hombres // Muchos cristianos han huido (porque la Iglesia no ha sabido asumir compromisos que salen del Evangelio) // Celebrar la Eucaristía (no debe ser la única acción de los fieles practicantes, que son entre el 2% y el 6% de los creyentes) // Misas (muchas son rutinarias y su lenguaje corresponde a otro tiempo y cultura) // La Biblia (a menudo mal interpretada, sólo literalmente).

En mi opinión, existen tres aspectos fundamentales para reformar la Iglesia y están totalmente interrelacionados:

a) Entender y aplicar la Biblia de forma genuina según las actuales investigaciones; de ello se puede nutrir adecuadamente la teología y la doctrina de la Iglesia.

b) Utilizar lenguaje y signos comprensibles en la cultura actual. La Iglesia católica todavía se encuentra demasiado anclada en el platonismo y en el antiguo mundo greco-latino; el mundo actual no lo entiende.

c) Mostrar con obras la vivencia de la fe; la fórmula es sencilla y difícil a la vez: simplemente se trata de aplicar el Evangelio. Esto vale para las altas jerarquías, así como para cualquier persona o comunidad que desee seguir el mensaje de Jesús. “Mirad cómo aman” debe seguir siendo actual el antiguo distintivo de las comunidades cristianas.

Me hago eco de lo que escribe sobre la Iglesia el teólogo José Arregi: “Un cambio real y profundo es urgente e indispensable. Si la Iglesia quiere anunciar hoy lo que Jesús anunció, debe hablar en otro paradigma. Se trata de situarse en el mundo de otra forma: mirar y vivir y relacionarse con todos los seres con un corazón y una mente diferente. Urge aplicar los principios democráticos a todos los niveles de la Iglesia y a todas sus instituciones. Es necesario asumir la complejidad y la incertidumbre de nuestra cultura, siempre con pluralismo y diálogo.” (https://ctmymas.blogspot.com 19.06.2022)

   
© 2012 Redes Cristianas Suffusion theme by Sayontan Sinha